Archivo por meses: octubre 2013

Características del frío industrial

equipos refrigeracion compactos de techo

En Igloo Refrigeración somos especialistas en frío industrial, así que queremos explicar en detalle en qué consiste esta área de actividad. Bajo esta denominación, se engloban las acciones de diseñar, fabricar y realizar el mantenimiento de máquinas frigoríficas, además de las instalaciones relacionadas con ellas. Los sistemas frigoríficos son la base del frío industrial. Veamos algunas de sus aplicaciones. En primer lugar, están los sistemas para cámaras de refrigeración y frigoríficos, utilizados en la industria para el mantenimiento y la congelación de los alimentos.También se utilizan los sistemas frigoríficos en el transporte terrestre, marítimo y aéreo cuando los artículos trasladados requieren bajas temperaturas para su conservación. Los mecanismos de enfriamiento de agua en lugares con lugares con elevada afluencia de personas (hoteles y hospitales, por ejemplo) también son equipamientos de frío industrial. Asimismo, las centrales de frío en retail y las máquinas dispensadoras también requieren de un sistema frigorífico, ya que necesitan mantener los productos frescos (entre cero y cinco grados) o congelados (entre 18 y 20 grados bajo cero).

En el frío industrial, podemos distinguir dos instalaciones fundamentales: las cámaras y los equipos frigoríficos. A su vez, cada una de estas tipologías se subdivide en  dispositivos de refrigeración y de congelación. Las cámaras son los recintos en los que se almacenan los productos a conservar o congelar. Pueden incluir equipos frigoríficos de diversos tipos, en función de las necesidades del usuario. Así, hay equipos compactos de pared tipo mochila, uno de los modelos más utilizados a día de hoy. Por otro lado, están los equipos compactos de techo, que se sitúan en el techo de las cámaras y ofrecen múltiples ventajas, como la posibilidad de desescarche de hielo automático y control de temperatura digital.

Respecto a los equipos frigoríficos tipo split, se denominan así porque están formados por dos elementos separados: el condensador y el evaporador. Ambas piezas están unidas por un sistema de entubado y se controlan digitalmente. Sea cual sea el modelo elegido, es fundamental realizar un mantenimiento predictivo preventivo y correctivo. De este modo, se evita correr riesgos innecesarios. Como especialistas en instalaciones de frío industrial, nosotros podemos ayudarle a mantener en óptimas condiciones su equipamiento.

Share

Ventajas de los equipos frigoríficos industriales

equipos frigorificos industriales

En Igloo Refrigeración centramos nuestros esfuerzos en ofrecer a nuestros clientes los mejores productos para dar respuesta a sus necesidades. Como especialistas en este sector, sabemos que los equipos frigoríficos industriales son muy demandados debido a las numerosas ventajas que aportan a los usuarios. En este post vamos a detallar los principales beneficios que aportan este tipo de dispositivos. En primer lugar, hay que distinguir entre los equipos frigoríficos compactos de pared tipo mochila y los modelos partidos tipo split.

Los primeros son, probablemente, los más utilizados en la actualidad. Esta clase de equipamientos garantizan el nivel adecuado de temperatura en cámaras frigoríficas de conservación o congelación.  Se caracterizan por requerir un montaje mínimo, ya que estas máquinas se entregan completamente ensambladas. Así, disminuye sustancialmente el coste de la mano de obra. De forma habitual, se instalan sobre la pared de la cámara, aunque también es posible colocarlas sobre el techo del recinto.

Por otro lado, están los equipos frigoríficos partidos tipo split. Están integrados por dos elementos separados: el evaporador (que se sitúa dentro de la cámara) y el condensador (fuera de ella). Ambos mecanismos están unidos por un sistema de entubado. El usuario puede controlarlos digitalmente. Asimismo, las unidades de condensación pueden tener uno o dos ventiladores que evitan que el aparato se recaliente.

Son equipos muy habituales en la industria. Al estar diferenciado el foco frío del caliente, es posible expulsar el aire cálido al exterior. Tanto los equipos compactos de pared como los tipo split son sencillos de montar. Pero, sin duda, una de  sus grandes ventajas es la enorme eficiencia que alcanzan. Son aparatos de una gran calidad y su precio es muy competitivo, de ahí su enorme popularidad. Asimismo, su manejo es muy fácil. En muchos modelos, con un mando a distancia situado junto a la puerta de la cámara frigorífica es posible regular diferentes parámetros para asegurar el buen funcionamiento del equipo.

Y, por supuesto, el reducido espacio que ocupan es otro punto a su favor, sobre todo los equipos de pared. Esta cualidad hace que sean idóneos para las instalaciones en las que no hay una sala de máquinas.

Share